Israel gana Eurovisión 2018

Ensayo general de la final

La final comienza con el viaje que recorre a través de Europa una oruga que nace en Bakú (Azerbaiyán) y se convierte en mariposa en Dinamarca, para llegar volando a la ciudad de Malmö en Suecia.

A continuación un coro interpreta el himno del tema de este año en Eurovisión "We are one". Mientras todos los participantes desfilan junto a la bandera de su país.

Tras la introducción de Petra Mede, le toca el turno a Francia, en el que Amandine, con su vestido negro corto, nos canta "L'enfer et moi".

A continuación le toca el turno a Litunia, Andrius Pojavis nos cuenta las visicitudes de la dicotomía amor y dolor. Andrius es muy expresivo, con sus ojos y sus manos, estoy seguro que llegará al público y arrancará algunos votos.

En tercer lugar escuchamos a Moldavia, es espectacular vestido de Aliena Moon va acompañado de su peculiar peinado.La plataforma en la que está subida se eleva de tal manera que su falda crece convirtiendose en una enorme pantalla donde se proyectan imágenes. Se crea un ambiente mágico. 

Tras la moldava, llega el turno de Finlandia, Krista busca marido en Eurovisión. Vestida de novia canta una enérgica canción para que su pareja le pida matrimonio. Pero de pronto, sus osados pretendientes se convierten en damas de honor y Krista nos sorprende besando al final de la actuación a una de las coristas. Hay países que ya han mostrado su descontento con este beso lesbico. Pero señores, esto es Europa.

En quinta posición le toca actuar a España, Raquel aparece con un bonito vestido amarillo y descalza sobre el escenario (algo que causa polémica en nuestro país desde Remedios Amaya). Un gaitero inicia la actuación en el centro del Malmö Arena, mientras en pantalla se nos muestra la silueta en penumbra de Raquel mientras canta unas melodías celtas. El punto algido es cuando la canaria se sitúa en el centro del estadio y toca una de las múltiples lámparas y esta se enciende y se eleva sobre el resto. Acto seguido, con un golpe rítmico de guitarra eléctrica, todas las luces se enciende y se levantan sobre el público. Es algo realmente bonito, muy bien pensado y ejecutado.

Después vemos en escena al cantante de Bélgica, Roberto Bellarrosa, con una bonita y rítmica canción a medio tiempo. Acompañado de dos eléctricas bailarinas bailarinas, da paso a la actuación de Estonia, en la Birgit (embarazada de 4 meses) aparece con un vestido de vuelo largo blanco con una canción bonita y lenta que no causa sensación.

En octavo posición actúa Bielorrusia, Alyona sale de una bola gigante de espejos para cantarnos una canción con rtimica y bailable, con mucha fuerza y una coreografía de corte clásico en lo que a estas canciones se refiere.

Gianluca de Malta nos canta Tomorrow, nunca hubiera apostado por esta canción en la final, pero parece que causa muy buena acogida entre la gente. A continuación actúa Rusia con una balada in crescendo que pone al público en pie levantando sus pulseras luminosas. Con una cuidada puesta en escena y sus cuatro coros, dará que hablar en las votaciones.

En undécima posición le toca el turno a Cascada, a Alemania, subida en una escalera casi toda la actuación canta como una diva disco en todo lo alto. Otra canción favorita de los eurofans que terminará en la parte media de la tabla. Para dejar paso a Armenia que con su "Lonely Planet" da paso al intermedio.

Después de la pausa, ¡Anouk!, Holanda. Con una canción "extraña" que yo calificaria de fabula, de cuento, de ensueño. Tiene muy buena voy y demuestra sus dotes de entonación, es una de las grandes favoritas dentro de los eurofans mas eruditos, pero ¿conseguirá convencer también a los mas profanos?

La posición decimocuarta es para Romania. Cezar tiene una tesitura muy amplia y luce su voz de barítono, pero no todo el mundo entiende su trabajo vocal y ha sido renegado a las peores predicciones. Su puesta en escena no ayuda y su vestuario tampoco.Al igual que en Moldavia, la plataforma en la que está subido, también se eleva y su traje también se hace largísimo.

Justo después, el Reino Unido, la gran diva Bonie Tyler vuelve al escenario en este Eurovisión 2013. Muchos han interpretado su presencia como una amenaza, como un candidato firme al triunfo difícil de batir, por temor a una avalancha de votos de todos sus fans europeos. Sinceramente, no creo que vaya a ser así y  le auguro una la decimosexta o decimoseptima posición.

Y después de la diva británica, los anfitriones, Suecia, Robin y sus bailarines, de blanco y beige nos presentan una canción ritmica, con una coreografía enrevesada pero poco efectista. No está entre los primeros.

La diferente este año es Hungria. Su pop alternativo dan un aire muy actual al festival. Sin duda muchos jóvenes europeos se sentiran indentificados con este "Kedvesem". Es bueno que el festival se reivente y evolucione con sus contemporaneos. Mucha suerte ByeAlex.

En decimoctavo puesto llega una de las grandes favoritas, la flauta de Dinamarca acompaña a Emmelie con una potente y alegre canción reforzada con tambores. Un TOP 3 seguro, si no la ganadora. Emmelie aparece con un vestido blanco y descalza.

Dinamarca nos da paso a Islandia, Eythor, de aspecto claramente nórdico, con su pelo largo rubio, nos canta "Ég á lif", una balada al uso, a la que le augura una muy buena posición, sobre todo por el apoyo del jurado.

Y justo después otra de las favoritas, Azerbaiyán, Farid Mamadov, aparece subido a una urna de metacrilato en la que hay un bailarín que representa su sombra. Muy buena y bonita puesta en escena para una canción con grandes pretensiones. Yo personalmente, no sé por cual me decidiría, Dinamarca o Azerbaiyán... Las votaciones nos sacarán de dudas.

Grecia nos trae este año un ska mezclado con música tradicional griega. Los cantantes con unas faldas tradicionales transmiten mucha energía y calor. Tanto el público del Malmö Arena como los telespectadores vibrarán con su ritmo. ¿Conseguirá Grecia colarse una vez mas en el TOP 5?

Otro fuerte rival, este año (y tradicionalmente también) es Ucrania, Zlata aparece envuelta en la magia del bosque, en brazos de un gigante de fábula canta sobre una peana rocosa. Quedará tan bien que incluso podría ser una posible sorpresa e incluso adelantar a las favoritas.

A continuación llega Italia con Marco Mengoni, con una típica balada itiana. Posición media en la tabla. Da paso a una Noruega que para mí, sin duda es otra de las favoritas. Margaret está preciosa vestida de un traje blanco ajustado cantando su electro pop. TOP 5 seguro.

En penúltima posición actua Georgia con "Waterfall". Es sabido por todo el mundo, que es la "copia de la copia", no sólo musicalmente, si no por su puesta en escena que es un conjunto de varios momentos ya vividos en los últimos años de Eurovisión. Yo no contaría con ellos en la parte alta de la tabla, pero viendo que a cierto público le gusta y que Georgia "lo está dando todo" por ganar, mucho me temo que la veremos rondado las posiciones altas.

Irlanda cierra el festival con una canción disco interpretada por Ryan Dolan.Tambores y torsos trabajados los acompañan y adornan una de mis canciones favoritas de esta año. Sabiendo que es un gusto muy particular mío doy por echo que no pasará de la mitad de la tabla.






Comentarios